Nuestra Señora de Luján

Imagen de la Virgen de Luján

En toda América Latina se venera a la Virgen María bajo diferentes advocaciones particulares, y Argentina no es la excepción. Esta es la historia de Nuestra Señora de Luján.

Una imagen

Cuenta la historia que, en 1630, el hacendado Antonio Farías Sáa, que vivía en Santiago del Estero, quiso construir una capilla para rendir culto a la Virgen María. Es por eso que le escribió a un amigo suyo, para que le enviase una imagen desde Brasil.

El amigo, muy solícito, envió no una, sino dos imágenes a Farías Sáa, una de ellas en la representación de la Inmaculada Concepción.

La llegada

En mayo de 1630, ambas imágenes llegaron al puerto de Buenos Aires, donde fueran cargadas en una carreta, para proseguir el viaje hasta Santiago del Estero.

Todo iba según lo planeado, hasta que, luego de tres días de camino, decidieron descansar en una estancia en la ciudad de Luján.

La Virgen se queda

Cuando decidieron proseguir el viaje, los bueyes no podían tirar de la carreta. Inexplicablemente, se negaban a proseguir el viaje. Pensaron que sería por el peso, así que repasaron el equipaje hasta reparar en las dos cajas con las imágenes sagradas.

Bajaron una de ellas, pero los bueyes aún se negaban a mover la carreta. Es así que decidieron intercambiar las cajas, subieron la que habían bajado, y bajaron la que había quedado en la carreta. Y los bueyes se movieron.

Esto fue interpretado como que la imagen en la caja debía quedarse en Luján. Al abrirla pudieron ver que se trataba de la imagen de la Inmaculada. La otra imagen, una representación de la Virgen con el niño en brazos, prosiguió camino a Santiago del Estero.

El Papa Francisco y la Virgen de Luján

El Papa Francisco y la Virgen de Luján

El Santuario

El 8 de diciembre de 1763 se inauguró el santuario de Nuestra Señora de Luján,  El 8 de setiembre de 1930 el Papa Pío XI nombró a la Virgen de Luján patrona de la Argentina, Uruguay y Paraguay. 

En el día de la festividad de Nuestra Señora de Luján, el 8 de mayo, miles de fieles se reúnen en la Basílica de Luján en su honor. Se le ha rendido homenaje de muchas maneras. Próceres argentinos han entregado trofeos de guerra y banderas, y los peregrinos llegan en grandes cantidades.

La música no ha sido ajena a los honores a la Patrona de Argentina. Compartimos aquí una chacarera dedicada a la “Madre Gaucha de Argentina”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.